La Cerrada

UN RITUAL DE CIERRE ENERGÉTICO

¿Qué

es el ritual de
Cierre energético?

La Cerrada es un ritual de origen mexicano que las parteras yucatecas utilizaban para dar cierre a la gran apertura vivida por la mujer tras el postparto. 

Sin embargo, toma en cuenta que no es necesario haber parido a una criatura humana para sentir que una experiencia te atravesó en canal. 

Hay experiencias en la vida que nos demandan un gran trabajo físico, energético y emocional.

Entonces, se hace necesario que la mujer reúna todas sus fuerzas y recupere, en el centro de sí misma, toda su energía con un cierre del cuerpo físico y energético.

“La Cerrada es un gran abrazo, un canal de parto para volver a nacer.”l.”

En ese cierre simbólico, la mujer trae consigo una intención: Cerrar una etapa.

Dejando atrás ciclos personales, de salud, sentimentales, laborales, así como abortos, histerectomías, embarazos, experiencias dolorosas, abusos, etc.

La Cerrada permite a la mujer abrirse a un nuevo ciclo, despertar como semilla y prepararse para gestar de nuevo la vida que desea manifestar.

Superando,
recuperando,
sanando.

 

Así

es el ritual

A lo largo de tres horas, la mujer disfruta de un espacio íntimo y seguro, cálido y acogedor, en el que las diferentes técnicas ancestrales van ablandando el cuerpo para abrirlo y honrarlo.

Limpia con plantas frescas

Después de prender velas en un altar y fijar una intención que acompañará a la mujer durante todo el ritual, empezamos preparando el cuerpo energético de sensaciones densas con un atillo de hierbas frescas y aromáticas.

Rebozo o manteo

Es una técnica ancestral que tiene su origen en la partería tradicional que se lleva a cabo utilizando un gran pañuelo llamado rebozo. Gracias a estas telas, se envuelve el cuerpo de la mujer y mediante técnicas de torsión suave y vibración, se relajan los músculos por tal de ir preparando al cuerpo para seguir recibiendo medicina. El rebozo es un pañuelo de origen mexicano que utilizan las doulas, las mujeres que acompañan a otras mujeres en el camino de la maternidad. De esta manera, empezamos disipando la energía estancada, el enfriamiento y la rigidez en la pelvis.

Vapores vaginales con hierbas

Hay que ablandar el cuerpo, para que se vuelva mullido y permeable. Gracias al vapor templado con plantas medicinales, la pelvis de la mujer se ve envuelta en una atmósfera cálida y agradable. El cuerpo se relaja dando permiso para ser honrado.

Masaje de la matriz

También conocida de manera tradicional como Sobada, esta es una práctica ancestral en la que se practica una masaje con aceite templado sobre el bajo vientre para restablecer el flujo energético, liberar tensiones acumuladas en el plexo solar y en la matriz, acomodar el útero, los órganos y recuperar el flujo de los líquidos, así como disipar de la energía estancada.

La Cerrada

Llevamos a cabo en un ritual de cierre presencial, para mujeres que sientan cerrar un ciclo, después de haber vivido cesáreas, partos (físicos o emocionales), finales que pueden haber sido dolorosos, histerectomías, etc. La mujer recuperará su energía y podrá transitar ese cierre con una consciencia amorosa, honrando lo vivido.

Profunda y verdadera sabiduría ancestrall.”

Por todas aquellas vivencias que no fueron debidamente honradas.

Por todos aquellos ciclos que no fueron debidamente cerrados.

Es que el Ritual de Cierre Energético aparece como un espacio de contención para que las mujeres puedan dejarse ir -con todo lo que eso implica: Llanto, dolor, alivio, rendición, etc.-

Es una recuperación de la energía necesaria para la sanación en un espacio íntimo y seguro.

| Reserva tu ritual de cierre energético |

¿Quieres cerrar un ciclo con una presencia
amorosa y honrar lo vivido?

 

Haz clic en el botón para reservar tu ritual de cierre.